GUATEMALAPOLÍTICASOCIALES

Chairos y parásitos oenegeros lloran por la ley que los fiscalizará

La nueva Corte de Constitucionalidad (CC), está enmendando todos los errores cometidos durante la corrupta administración de la ex magistrada Gloria Porras, quien desde su privilegiada posición abusó de su cargo y emitió todo tipo de resoluciones ilegales, en especial al parásito mayor Jordan «amparito» Rodas, Procurador de los Derechos Humanos (PDH).

Uno de los principales errores de la antigua CC, fue amparar a las ONGs cuando el Presidente Alejandro Giammattei presentó ante el Congreso la iniciativa de ley para poder fiscalizar a estas entidades, las cuales reciben millones de dólares procedentes del extranjero y también del dinero público aportado por los guatemaltecos productivos a través de los impuestos.

Hoy como te podrás dar cuenta, parásitos como Lucrecia Hernández Mack, la diputada sin finiquito y ex ministra de salud que llegó a tener alrededor de cuatro mil plazas fantasma, lloran porque saben que se acabó la fiesta, su tía Helen Mack Chang, es una de las personas que saldrán muy perjudicadas ya que están acostumbradas a operar en completa impunidad y hoy llegó el día de rendir cuentas.

¿Cuál es el miedo?

Es simple, las ONGs en Guatemala en su mayoría son utilizadas para enriquecer a los fundadores, casi ninguna utiliza los fondos que recibe para atacar los problemas que supuestamente se dedican a combatir, peor aún, se dedican a perpetuar los mismos para poder seguir justificando su existencia.

Además, detrás de estas entidades, se esconde algo mucho más siniestro, y es que las mismas son utilizadas para financiar todo tipo de disturbios, bloqueos en carreteras, manifestaciones en la plaza, destrucción de propiedad pública y privada en distintos puntos del país, especialmente en las calles del centro histórico. 

Cada vez que a los titiriteros les estorba algún político, las ONGs son las encargadas de convocar a manifestar para exigir la renuncia del mismo, esto en contubernio con supuestos periodistas que más son activistas y los medios de comunicación vendidos, que solapan estas bajezas ya que pecan de lo mismo, todos forman parte de una red que gobierna este país desde las sombras.

Ya nada es igual desde la expulsión de la CICIG

Desde la expulsión de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), estos grupúsculos de gentuza han perdido mucho poder, antes en minutos organizaban una manifestación de grandes proporciones porque prácticamente había presupuesto ilimitado y tenían los medios, ahora con ver las agónicas protestas en la plaza, nos damos cuenta de que están agonizando.

Recordemos que la ex CICIG fue utilizada junto al MP de la prófuga Thelma Aldana, como una plataforma propagandística que tenía como único objetivo, hacer que los zurdos se hicieran con el poder en este país, a través de casos inventados y shows mediáticos engañaron a miles de guatemaltecos que todavía no se terminan de quitar la venda de los ojos.

Esta nueva ley será para rematar lo que queda de la izquierda en Guatemala, este podría ser el final de la era de los bloqueos y la destrucción sin sentido promovida por la escoria que todavía tiene cooptado el poder judicial y otras entidades, las cuales serán depuradas de forma sistemática para garantizar un futuro próspero para todos los guatemaltecos.

Para que veas como no se cansa de mentir esta gentuza:

Te invitamos a unirte a nuestro grupo de Telegram en el cual compartimos ideas, temas de interés nacional e internacional y todo tipo de curiosidades, pulsa o dale clic a este texto para acceder.

Recuerda descargar nuestra aplicación la cual te será de mucha utilidad para esta crisis, puedes pulsar sobre este texto para ir a la Play Store de Google, está disponible solamente para dispositivos Android.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Abrir chat
Hola
¿Te gustaría recibir las noticias directamente en tu Whatsapp?